Los fiordos de Oslo: una experiencia única para disfrutar este verano

image1

Ha llegado la temporada estival y con ella, el tiempo libre para disfrutar del ocio y el entretenimiento. Pero surge una pregunta bastante común: ¿Qué hacer en estas vacaciones para disfrutar al máximo? Muchas veces es aburrido realizar las típicas actividades de verano un año tras otro.

Afortunadamente existe una alternativa diferente para todos los amantes de la naturaleza, el senderismo y cicloturismo, que sin duda vale la pena experimentar. Se trata de los fiordos de Oslo. A continuación se describe un poco más de este magnífico destino turístico y por qué es ideal para todos.

Datos interesantes de los fiordos de Oslo

Oslo es la capital de Noruega desde 1814, y una de las ciudades más grandes del país con una arquitectura de fama mundial, además de reconocidos museos y restaurantes. A pesar de ser una de las metrópolis con mayor crecimiento de Europa durante la última década, es capaz de conservar esa cercanía con la naturaleza que la ha caracterizado, algo que muy pocas capitales en el mundo poseen. De hecho, fue nombrada como Capital Verde de Europa de 2019 gracias a su dedicación por mantener en las mejores condiciones los espacios naturales y reducir el impacto ambiental. Está en proceso de ser calificada como destino sostenible, una distinción que se otorga a aquellos lugares que se esfuerzan constantemente en reducir el impacto medioambiental del turismo.

El fiordo de Oslo tiene unos cien kilómetros de longitud que realmente son una perla de la naturaleza, especialmente en verano. Sus imponentes y majestuosos paisajes hacen de este destino algo realmente mágico para cualquier amante de la naturaleza. Se encuentra ubicado en la costa sureste de Noruega, específicamente en las aguas del Skagerrak, conexión entre el Mar Báltico y el Mar del Norte. Es un profundo entrante marino repleto de vida, compuesto por una gran diversidad de islas, cada una historia propia y una gran carácter. Existen más de mil fiordos, pero los más emblemáticos del país son el Nærøyfjord, el Sognefjord, el Lysefjord y el Geirangerfjord, típicos en las postales por su belleza sin igual.

Una excelente opción para recorrer las maravillas naturales y ecológicas que ofrecen los fiordos de Oslo es Tee Travel. Esta agencia ofrece recorridos por toda Europa mediante el senderismo y el cicloturismo. Es ideal para todos aquellos aventureros que busquen una experiencia diferente, pues ofrece alojamiento en pequeños y encantadores puertos, viajes en ferry y tren, además permiten recorrer los rincones de este paraíso en bicicleta (tradicional o eléctrica). Es la mejor alternativa para cualquier turista, pues se adapta a las necesidades particulares de cada uno de sus clientes y ayuda a que se despreocupen de todo aquello que puede resultar estresante durante un viaje, como la reserva de los hoteles, el traslado del equipaje y todo eso que impide disfrutar a plenitud de esta experiencia cautivadora.

Actividades para los amantes de la naturaleza

Por las innumerables maravillas naturales que posee el fiordo de Oslo, son muchas las actividades ecoturísticas para realizar aquí. Simplemente con contemplar los majestuosos paisajes, ya es suficiente para sentirse en un universo aislado y conectado con la naturaleza de inmediato. Pero para los más activos también se puede pasear en canoa, bucear, pescar o navegar. Recorrer el fiordo de Oslo en bicicleta es magnífico gracias a los múltiples senderos diseñados para dar un paseo por el glaciar o hacer una excursión por las montañas.  Además, también se puede disfrutar de una exquisita gastronomía en cafés y restaurantes encantadores y visitar sus museos que trasladan a cualquiera a esa Noruega de antaño. El Puente Ypsilon, el Túnel de Spiralen, la Plaza Bragernes y el Teatro de Drammen son solo algunos de los increíbles lugares que ofrece Oslo y que todo turista debería visitar.

Son muchas las opciones para disfrutar de las maravillas naturales de los fiordos de Oslo. Sin duda, este es un destino turístico perfecto para todos esos amantes de la naturaleza que desean aprovechar sus vacaciones de verano para experimentar vivencias únicas y distintas. Desde sus majestuosos paisajes hasta su abundante riqueza cultural y arquitectónica, Noruega es uno de los mejores países para visitar y descubrir cada uno de los tesoros escondidos que ofrece.

Pin It on Pinterest