Hace falta pegarle fuerte. Después tienes miedo, luego le pegas más fuerte otra vez. En fin, los buenos deben pegarle menos fuerte…

Catherine Destivelle

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *